Un Real Madrid de oficio

Pero, pese a no ser una maravilla en los dos aspectos fundamentales de cualquier equipo de fútbol, posee una cualidad, difícil de ver, pero igual de importante que las anteriores. El equipo de Rafa es, sin lugar a dudas, un Real Madrid de oficio.

Quizás el Real Madrid más brillante de los último años no sea el dirigido por Rafa Benítez. Posiblemente no defienda tan bien como aquel Madrid de Mourinho, que hizo de su defensa un muro infranqueable hasta para el ‘mejor Barça de la historia. También es muy probable que no deslumbre tanto como aquel Madrid de Ancelotti, que logró 22 victorias consecutivas, y que allá por octubre del año pasado, arrasaba e intimidaba a cualquier rival al que se enfrentaba.

Partidos como el de ayer en San Mamés, o como el de la jornada pasada contra el Granada, eran quebraderos de cabeza en antiguas temporadas. Puntos vitales a final de liga que se perdían en partidos que, a priori, eran meros trámites para un equipo que pelea por el título.

Es verdad que dichos partidos no son del gusto del espectador, pero para ganar títulos hay que saber sufrir, y saber trabajar este tipo de encuentros haciendo especial hincapié en la importancia de cualquier punto disputado.

Para ganar hay que saber sufrir y, de momento, este Madrid sabe hacerlo

Quizás la suerte, o quizás una preparación más detallada y específica, hacen que pese a las bajas, pese al rival o a las adversidades, este Real Madrid sea un equipo que sabe lo que quiere hacer en cada momento. Desde atacar y dominar 45 minutos en San Mamés para adelantarse en el marcador, hasta defender durante 45 minutos las embestidas de un Athletic arropado y empujado por su afición. También se asumen riesgos, pero saber minimizarlos y saber actuar ante los restantes, es algo de lo que carecía el Real Madrid en los últimos años.

Rafa Benítez, quien tenía -y sigue teniendo para gran parte del aficionado- una imagen de defensivo, está demostrando partido a partido que sabe adaptarse a su plantilla, a las condiciones de esta en cada momento, y al rival de cada partido, reduciendo sus puntos fuertes, y maximizando sus debilidades.

No se ganarán todos los partidos por goleada -aunque también las habrá- pero en los partidos que no sea así, el Real Madrid sabrá competir y será consciente de que no todo es jugar con balón en este precioso deporte que es el fútbol.

Anuncios

Un comentario sobre “Un Real Madrid de oficio

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s